sábado, enero 08, 2011

Árboles Hombres


Me detuve como un árbol
y oí hablar a los árboles.
Juan Ramón Jimenez

28 comentarios:

Claudia dijo...

escuchamos cuando nos detenemos.

El Drac dijo...

Creo que a eso se llama ponerse en los zapatos del otro

alma dijo...

;)

Willy dijo...

Detenidos ... somos uno con lo que nos rodea!

Sin palabras para tu espacio, tu creatividad y profundidad son impresionantes!

No puedo imaginarme qué clase de ser hace estas cosas!

Sin duda un ser de LUZ!

Gracias Alma, por todo lo que compartes!

José Cemec dijo...

Estoy totalmente de acuerdo con mi paisano Juan Ramón Jiménez.

Ya sabemos que la materia es energía vibrando en una determinada frecuencia. Si fuésemos capaces de parar nuestro diálogo interno y vibrar en la misma frecuencia que los árboles, de seguro que oiríamos lo que hablan entre ellos. No sólo en el planeta de Avatar los nativos se comunican con su naturaleza. En este nuestro también se puede.

Un abrazo

alma dijo...

Los árboles se olvidaron,
de mi forma de hombre errante,
y, con mi forma olvidada,
oía hablar a los árboles

Lidia M. Domes dijo...

Sintonía perfecta...

(z) Victoria dijo...

Como oir el ritmo de la Vida, el aire entre los árboles, la música natural de lo que nos rodea, dentro igual que fuera.
Un abrazo a tu inagotable creatividad!

Cecy dijo...

Si, a veces es necesario hacer silencio para que el otro se pueda expresar.

Un beso.

QUEOQUINA dijo...

Hermoso¡, los árboles grandes Maestros como también los hombres, un abrazo alma.

Trini dijo...

En cuanto se pone atención...

Abrazos

SÓLO EL AMOR ES REAL dijo...

Silencio....
Para entrar en la unidad...

Paz&Amor

Isaac

Patricia dijo...

Hola!!! Acabo de llegar de un viaje y me alegra mucho encontrarte en mi blog, vengo a desearte un feliz 2011 lleno de luz, paz y amor.
Tu post me recordo el abrazo que le di a un anciano (mas de cien anyos), era hermoso viejo pino...paso la semana pasada...
besotes1

TORO SALVAJE dijo...

Ponerse en la piel del otro.

Besos.

Lou dijo...

para oír...solo escuchar.



yo también oí hablar a un arbol.


salud.

Olga i Carles dijo...

Cuando se vive el silencio el sexto sentido se abra a la LUZ.


Grácias.

Peregrina dijo...

"La soledad era eterna
y el silencio inacabable.
Me detuve como un árbol
y oí hablar a los árboles."
J.R.J.

Desperté de mi sueño
cuando lei tu mensaje.

Gracias querida Alma.

Angelina O dijo...

Los árboles escuchan mis oraciones, muy atentos.

josy dijo...

Pues esperemos que algún día la humanidad se pare a escuchar a sus congéneres, cuando ese día llegue, todos saldremos ganando.

Un besito y Feliz año!!!

Sarvavita dijo...

Estamos conectados a ellos, somos parte de ellos y ellos a nosotros, son vida, luz,conciencia. La ignorancia del hombre los lleva a su fin, pero en ese día nosotros moriremos con ellos.

Un Abrazo y lindo fin de semana.

Efren (a.k.a. Ludovico) dijo...

sabiduría

Anónimo dijo...

Gracias, almita, gracias...

Coruja dijo...

Para oírlas, hay que saber llegar a ellas... detenerse...

Una reflexión muy inteligente, Alma.

Son poquitas tus palabras pero generan un turbillón en el pensamento de cada uno.

Gracias, Alma, un abrazo.

Erick Bojorque dijo...

Saludos cordiales.

Y...
¿Qué dirán?
:)

Atentamente
Erick Bojorque

almena dijo...

¿estaré un poco chiflada? me gusta abrazar a los árboles... y sí, también hablarles.
:)

besos!

David Toro Herrera dijo...

Yo abrazo los arboles que me reciben sin decir nada, ningun juicio, prejuicio, solo estan. Que maravilla solo estar y recibir y dar amor, según yo, así describo mi mundo. El resto de las cosas es ruido mental.
Gracias por proponer temas y compartir.

Hoteles Dublin dijo...

Me encanta Juan Ramon Jimenez, y mas con textos como este, que son perfectos y preciosos!

MMG dijo...

Porque finalmente...todo habla